útil

Decoraciones comestibles: una decoración navideña que se puede comer

Decoraciones comestibles: una decoración navideña que se puede comer

Se acerca la Navidad y la casa se está preparando para ponerse su ropa festiva. Para cambiar las infinitas bolas y guirnaldas, ¿por qué no optar por una decoración navideña que se pueda comer? Pequeño pastel para colgar en el árbol, manzanas de color ámbar o centros de mesa comestibles, déco.fr te hace descubrir sus decoraciones comestibles favoritas.

Azúcar de mantequilla y cebada, golosinas en el árbol

El objeto principal de toda nuestra atención para la decoración navideña no es otro que el famoso árbol. El tradicional shortbread o bredele navideño, muy popular en Alsacia, es perfecto para decorar el árbol de Navidad. Puede hacerlos usted mismo, también es una actividad fantástica para compartir con la familia, jóvenes y viejos reunidos durante las vacaciones. Las recetas y la preparación son generalmente muy simples, y en el lado del hardware, solo necesita algunos cortadores especiales de galletas navideñas. A los niños les encanta amasar la masa y recortar las figuras: Papá Noel, abeto, estrella o muñeco de nieve. Y cuando llega el momento de decorar, ¡todos rivalizan con el ingenio! Del mismo modo, los palitos de azúcar de cebada, rojos y blancos, constituyen una decoración navideña ideal para el árbol. Para la víspera de Navidad, estos dulces adoptan una forma de bastón que es curiosamente práctico para colgar en las ramas. Un bonito toque de color y un guiño a las almas de los niños. ¡Recuerde tener algunos en reserva porque no se les pedirá a los gourmets que los coman!

Una decoración navideña picante y afrutada

El aroma de las naranjas y las mandarinas siempre recuerda a la temporada navideña. Estas frutas de temporada perfuman la casa y hacen maravillosas decoraciones comestibles. Colocadas en un mueble o en un tazón, las naranjas con clavos, también llamadas manzanas ámbar, decoran y perfuman sutilmente una habitación. Ya en la Edad Media, las fragancias caseras se hicieron de esta manera en las mansiones principescas.

Picado con clavos, el naranja le dará a su interior un aroma navideño. Para variar los placeres, también es posible cortar rodajas de naranja y dejar que se sequen para luego hacer una guirnalda o suspensiones bonitas para colocar en el árbol. También puedes combinar palitos de canela, que recuerdan los sabores de la Navidad. Al atarlos con una cuerda o rafia, ¡obtendrá una decoración natural, fragante y elegante!

Otras ideas de decoración comestible

Para alegrar su interior y ponerlo en el ambiente navideño, también considere decorar el centro de su mesa de comedor. Puede comenzar a hacer un árbol de chocolate usando un molde específico, tener una magnífica casa de pan de jengibre o una canasta de papillotes.

Centro de mesa en chocolate o pan de jengibre: una bonita decoración que se puede comer Para la víspera de Navidad, puede personalizar el plano de la mesa haciendo letras de mantequilla en un cortador de galletas, o incluso proporcionar mini Bolsas sorpresa para ofrecer. ¡Sus invitados estarán encantados con esta atención personalizada y comestible!

Una decoración que se puede comer de forma segura.

Podemos tener mucho cuidado, nuestros niños pequeños o nuestras mascotas a veces escapan de nuestra vigilancia. Las decoraciones navideñas a menudo despiertan su curiosidad. El peligro es tanto mayor ya que se ponen todo y cualquier cosa en la boca. Por la noche, asegúrese de guardar todas las decoraciones comestibles, como la pieza central en chocolate, un alimento peligroso para la salud animal. Una solución que es más difícil de implementar con las cookies que decoran el árbol. Si valoras esta decoración, opta por una punta que combine seguridad y estética: bolas transparentes. Coloque sus cookies allí: ¡esta es una buena manera de mantener el placer de picotear en el árbol seguro, para adultos y niños!

¡Decoraciones comestibles tan bonitas que es mejor ponerlas fuera del alcance de los niños! En todos los casos, para una conservación óptima, las galletas de mantequilla generalmente se guardan en una caja metálica hermética. Tan pronto como se usan para la decoración, solo son comestibles durante unos días como máximo. Lo mismo ocurre con los frutos secos. Pero tenga la seguridad de que estos elementos decorativos son a menudo víctimas de su éxito. Figuras de mantequilla para decorar el árbol, guirnaldas naturales con naranjas secas y canela, casa de pan de jengibre o incluso golosinas, ¡son ideas gourmet para decorar la casa con cosas hermosas y buenas!